¿Cómo será la nueva normalidad en empresas de salud a partir de la crisis del COVID-19?

nueva normalidad

Debido a la naturaleza del virus, la pandemia estará presente en nuestra sociedad hasta que se encuentre la cura o la humanidad alcance cierto grado de inmunidad (ya sea por desarrollo de una vacuna o inmunidad colectiva).

La nueva normalidad será aprender las nuevas formas de convivencia con la posibilidad de transmisión del coronavirus. Esto tiene grandes implicaciones, puesto que se deberán realizar cambios permanentes en el comportamiento de la sociedad que permitan el mantenimiento de un bajo nivel de contagio en los próximos años.

Dentro de estos nuevos hábitos probablemente se aplicarán normas de distanciamiento social, tanto en el ámbito empresarial, como en el social y personal. Con todas estas medidas, ya nada volverá a ser igual y el estilo de vida será marcado por este gran hito.

Hoy más que nunca se vuelve relevante la necesidad de medir el impacto de las empresas y asegurar que generen valor a sus clientes, accionistas, colaboradores, proveedores y a la comunidad a través de la medición del impacto en el ambiente y en la sustentabilidad de largo plazo sobre su actividad económica.

El papel de la empresa en la reactivación de la actividad económica será crucial. Los líderes deberán ver más allá de solo atender las necesidades de sus clientes, y reimaginar estrategias de negocios y nuevos modelos operativos que les permitan adoptar la nueva normalidad lo más rápido posible.

A causa del confinamiento veremos una transformación en la manera de convivir y socializar, de cuidar nuestra salud, de trabajar, de movernos y de consumir.

Previo a la pandemia, la población que ingresaba a la Ciudad de México diariamente para estudiar o trabajar proveniente del Estado de México, Hidalgo y Morelos era de alrededor de 2 millones de personas, representando el 19% de la población capitalina. Pero ahora, con la facilidad de realizar actividades de manera remota, la migración de familias se visualizará de manera contraria, provocando una reubicación a zonas rurales.

Además, se valorarán ubicaciones en contacto con la naturaleza y el aire fresco.

Muchos hábitos como la alimentación, la forma de realizar actividad física y la manera de acceder a servicios médicos tendrán que cambiar, quizás para siempre.

Mediante el uso de tecnologías de telemedicina se puede garantizar la prestación de servicio médico apropiado, permitiendo mayor cobertura y una disminución en tiempo y costos de traslado. Esto representa una transformación importante en la medicina tradicional.

Hoy, un tercio de los consumidores a nivel global concuerdan en qué harán una reevaluación de las cosas que más valorany dejarán de dar ciertas cosas por sentado. Además, más de un cuarto dice que pondrán más atención en lo que consumen y el impacto que tiene.

La consciencia ambiental es algo que ha venido incrementando en los últimos años, y la crisis actual provocó un aceleramiento en cuanto al consumo ambientalmente responsable. Previo a la pandemia, el 38% de los consumidores a nivel global decían que estaban dispuestos a pagar más por bienes sustentables y 30% gastaría más en productos socialmente responsables.

Fuente:  Gilberto, M., & Álvarez, I. (2020). ¿Cuál será la nueva normalidad a partir de la crisis del COVID-19? Recuperado de https://www.ey.com/es_mx/covid-19/cual-sera-la-nueva-normalidad-a-partir-de-la-crisis-del-covid-19